Por Jesus Gastelum

Image

Lo que hace seis años fue un depósito de basura durante la construcción de la autopista 710, ahora es un fértil jardín abierto a los pies de las lomas serenenses.  Este oasis florido a los suburbios de la ciudad es otro proyecto de resistencia comunitaria ante “el envenenamiento de nuestros cuerpos generado por la globalización de productos artificialmente modificados” como diría la coordinadora del local, Marie Salas.

Por otro lado el jardín es un dulce sitio para quienes buscan rodearse de plantas o frutas. Quienes aman los jardines y carecen de uno podrían incluso alquilar su terreno y cultivar sus propias plantas bajo una cuota anual de $50. Los que no puedan darle el mantenimiento necesario a sus cultivos, cuentan con la ayuda gratuita de estudiantes universitarios como de CSULA, USC, UCLA, entre otros.

“Siempre vengo después de clases a mirar mis calabazas. Me encanta venir a plantar mis propios vegetales y al mismo tiempo estar en contacto con la naturaleza de la cual nos privan los suburbios” dice Flor Machado. Ciertamente el cultivo de alimentos a nivel local es un remedio a la contaminación causada los por camiones que transportan alimentos desde lugares lejanos. Sin embargo este parque no se olvida de invitar a la comunidad entera a visitar sus florecientes arboles o incluso realizar eventos que promuevan la cultura latinoamericana.

El domicilio es el 5466 N Huntington Dr, Los Angeles, CA 90032.

Para mayor información contactar a Marie Salas al 323-227-1409

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s