Pese a su condición de invidente, Gabriela posee un sentido de independencia, autosuficiencia y confianza en ella misma, que han sido determinantes en su vida personal y académica. Su manera de conversar es serena, pausada y al punto, esto sin incluir su sentido del humor y picardía: sutíles y hasta subidos de tono que hacen que el tiempo literalmente vuele.

Gabriela recién terminó su Master’s en Rehablitaion Counselor (Consejero en rehabilitación); ha estado en el cuadro de honor en varias ocasiones y ya está examinando ofertas de trabajo. Los obstáculos por venir no parecen intimidarla y está dispuesta a superarlos todos como lo ha hecho hasta ahora.

Gabriela viaja seguido y lo  hace sola. Hace una semana regresó de Nueva Jersey de donde recogió a Gypsy, su perra lazarillo, y permaneció allá por dos semanas. Previamente Gabriela había regresado de Wisconsin de visitar a su novio, Ross, quien sorpresivamente le propuso matrimonio para finales de este año, lo cual la hace irradiar felicidad ya que ella no lo esperaba.

El optimismo y carácter de guerrera de Gabriela han sido, sin duda, esenciales en sus logros y todo parece ir viento en popa gracias a sus valores. Gaviota, como le llaman sus amigos, es un ejemplo de perseverancia y superación, y en esto están de acuerdo Mario, Cenorina y Joel, sus compañeros más cercanos, quienes afirman que: “Gaviota no se raja”.

P: Gabriela, ¿Cómo le haces para contener tu felicidad cuando hablas de la propuesta de  matrimonio y el haber terminado tu Master’s?

R: Son momentos encontrados porque primero quisiera trabajar y no comprometerme, pero a la misma vez siento que “a cada santo se le llega su día” (dice riéndose  muy pícaramente) y a esta “virgencita” se lo están adelantado…por algo ha de ser! ¿O tú qué crees? ¡Jajaja! Bueno, es que primero quiero ayudar a mi familia por todo lo que ellos han hecho por mí. Además que también quiero ejercer mi carrera por un tiempo para así contar con experiencia laboral y después continuar con el doctorado.

P: ¿Cómo te ha afectado tu condición visual y cómo se llama?

R: Pues lo peor,que es no ver, llegó hace ya mucho tiempo, y pese a que no fue de un día para otro, tuve un minímo de tiempo para medio-acostumbrándome conforme avanzaba mi ceguera. Mi condición es hereditaria (mi hermano también está ciego) y se llama retinitis pigmentosa, mejor conocida como RP.

P: Pero ¿Crees estar segura y convencida, independientemente de cuanto quieres a Ross, de que sí quieres casarte, o es que tienes miedo de quedarte a “vestir santos” como suele decirse?

R: De querer casarme y de que lo amo estoy segura, sin embargo lo que me pone a pensar es el tan poco tiempo, por las razones que te mencioné. Siento que es muy rápido. Además otros chavos no han sido tan abiertos a tener una relación conmigo por mi ceguera… si tú supieras! y ni a Ross ni a su familia les interesa “esto”. Me quieren muchísimo y si por ellos fuera ya me tuvieran viviendo en Wisconsin con ellos. Son adorables todos!

P: ¿A qué te refieres?  ¿Qué te ha pasado?  Con tu sentido de humor y manera de ser es imposible aburrirse contigo, y muchos menos pensar en ‘aguantarte’. Tu manera de tomar las cosas hace reír hasta al más serio; además ya me dí cuenta que lo que no se les ocurre a los demás se te ocurre a ti. A propósito, platícame de cuando fueron a la liquor store tú, Mario, Joel y Cenorina.

R: ¡Jajaja! ¿Y tú como sabes de esto, quién te dijo?

P: ¡Jajaja! Por ahora no puedo decirtelo, es casi como “secreto de estado”. Quizá te lo diré después.

R: Bueno, yo ya había ido antes con Ever, mi otro perro, porque él sabía ir y ya me había llevado un par de veces —pero ese día Ever no andaba conmigo— y yo creí saber llegar. Un día “estos tres” (Mario, Joel y Cenorina) me pidieron que los llevara, y, yo, muy valientemente, (pero más valientes fueron ellos) acepté. Y cuando ya habíamos salido del campus, yo ya no me acordé del camino ¡Jajaja!….Pues no veo ni “papa”, y me había olvidado del camino. Pero dime quién te dijo!

P: ¿Y luego que pasó?

R: Pues nada, que no podíamos llegar porque a mí se me olvido y ahí andábamos perdidos la bola de ciegos… por fin alguien nos vió, se acercó y le preguntamos y llegamos. Pero luego para regresar fue otro rollo porque también tuvimos que preguntar como volver a la escuela. Fue toda una experiencia que todavía me da mucha risa cuando me acuerdo. ¡Ahora dime tú quién te dijo de esto!

P: ¡Jajajaja! No te puedo decir todavía. Es un “secreto de estado”. Ya te dije!  Ya cuando me den mi calificación te lo diré. Ahora contéstame ¿Y aun así estos confían en tí?

R: ¡Jajaja! De eso no estoy muy segura ya que no les quedaron ganas de que los lleve a ningún lado, y ni acordarse quieren.

 —Te digo que contigo uno no se aburre. Me imagino que Ross también se la ha de pasar muy bien contigo, ¿O me equivoco?

R: Pues, para que te digo que no si sí! Pero de eso no te voy a dar detalles, jajaja! Así que ni me preguntes.

—A esta respuesta le siguen unas risas casi incontenibles, al igual que cuando contaba acerca de la ida a la liquor store.

P: Y a propósito, ¿Qué tenían que ir a hacer a la licorería en horas de escuela? ¿Tenían “sed”?

R: Oh, no es lo que tú piensas, porque para ‘echarnos’ nuestros vinos nos vamos al University Club ¿Tú no has ido? Lo que pasa es que Cenorina tenía un proyecto y necesitaba comprar algo para una presentación de su próxima clase, que, por cierto, llegó tarde y por poco no presenta y esto es lo que casi la trauma porque era para un examen final. Precisamente para graduarse también.

P: Y dime Gabriela, ¿Cuántos hijos piensan tener o has analizado ese aspecto del matrimonio?

R: Oh no! Yo tener hijos nunca. Mi condición es hereditaria y no quiero que esto le suceda a alguno de mis hijos. Ross y yo hablamos ya de esto y él está de acuerdo en que adoptemos. Adoptar sí es una opción, de hecho yo quiero al menos uno en cuanto se pueda.

P: ¿Qué te gustaría sugerirnos a todos los que practica y aparentemente tenemos todos nuestros sentidos y facultades?
R: Que la discriminación es como el querer eliminar a alguien. Un crimen. Esto es precisamente lo que en alguna vez me ocurrió con un novio, afortunadamente tuve el valor para salir de esa relación casi de un día para otro. También muchas personas no tienen ninguna consideración de nosotros, y como no las vemos, nos tratan mal. Según ellas nos quieren tratar “igual” que a los demás, pero es peor porque lo último que quieren hacer es demorarse en ayudarnos.  ¿O es que a tí no te ha ocurrido justo aquí en la escuela, que luego te miran de pies a cabeza como si tuvieras piojos solo por ser como eres?

R: !Jajaja! Sin comentarios, pero “si tú supieras” como dices tú! Cuando sea tu turno de entervistar a alguien, entrevistame a mí y te cuento todo lo que quieras saber.

—Gabriela, te agradezco infinitamente tu tiempo, sinceridad y sobre todo la confianza que sin conocerme me diste para llevar a cabo este proyecto. Definitivamente el escucharte es todo un agasajo y una fuente de inspiración para contrarrestar o, al menos, hacerle frente a las adversidades y no renunciar a sus metas. Gracias Gaby, me has dado toda una lección para ser mejor y más valiente. Ojalá todas las personas con alguna discapacidad tomaramos las adversidades con más sensatez, calma y sobre todo humor, justo como lo haces tú.

R: De nada Saul, si conversé y me sinceré contigo desde un principio es porque tú también me inspiraste confianza y ternura; tu manera directa de abordarme, fue con sinceridad y a todo le llamaste por su nombre sin rodeos y con toda naturaleza. Se siente que eres sensible, pero sobre todo porque Gypsy no te dejaba un momento en paz. Parece como si te conociera de siempre. Aunque de pronto pensé que  un poco más de confianza y me dejas sin “hija”, jajaja!  A propósito, ¿Pudieras decirme cómo es Gypsy? Es que todos le hablan y me dicen que es hermosa. Tiene un “pegue” esta condenada…que hasta me da envidia, ¡Jajaja!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s